Reforma «Emili Juncadella»


Características:

  • Situación: Esplugues de Llobregat
  • Quién vive allí: un matrimonio con un hijo
  • Superficie: 60 m2
  • Trabajos realizados: reforma integral y mobiliario.
  • Lo más destacado: cambiar la distribución y sacar el máximo partido a la vivienda que presenta una forma un poco rara y complicada de distribuir. I el salón sin televisor.

Nueva distribución para conseguir un espacio funcional y optimizado 

Después de unos años viviendo en este piso los propietarios decidieron llevar a cabo una reforma integral. Principalmente porque la distribución interior era poco cómoda y funcional, como por ejemplo encontrar la cocina y el salón comedor separados por una habitación; y la forma era un poco irregular, presentando curvas y rincones mal aprovechados.

Con la nueva distribución se han solventado todos estos problemas iniciales, donde se ha integrado la cocina en una zona común compartida con el comedor y el salón.

En este espacio diáfano también se halla el recibidor. La transición de este espacio se ha realizado de una forma muy sutil y elegante, instalando una estructura de listones de madera, en uno de los lados de la isla de la cocina, para que al entrar no se tope directamente con la cocina. Además se le ha añadido un extra de funcionalidad incorporando en la base un zapatero de doble altura, creando al mismo tiempo una repisa ideal para dejar las llaves o colocar objetos de decoración. En este mismo punto encontramos un armario destinado a guardar los abrigos y las bicicletas plegables.

Como ya hemos comentado, la cocina presenta una isla compuesta por una zona de cocción, espacio de almacenaje con armarios bajos y un rincón donde preparar el café ubicado en un hueco de la estructura del recibidor. La zona de aguas, la columna de electrodomésticos, y el resto de la despensa se han reservado en el frente de armarios. Todos los muebles están en blanco, para aligerar el peso visual, y para la encimera y el frontal se ha instalado un material sintético, Dekton Zaha Stone, con una tonalidad grisácea suavemente veteada en blanco que aporta sobriedad y contraste.

Del salón destacar que no gira en torno al mueble TV ya que los propietarios prescinden del televisor. Se ha dispuesto el sofá con chaise longue mirando el comedor y la cocina para fomentar la conversación y la interacción familiar.

Otro espacio destacado es el despacho. Presenta unos cerramientos de madera acristalados para conseguir un espacio de trabajo más tranquilo, permitiendo la entrada de luz natural y visibilidad a todo el salón. Con la madera y el blanco se ha conseguido una combinación muy atractiva.

El baño presenta una estética muy moderna y se ha optado por un revestimiento porcelánico blanco para contrarrestar la escasez de luz. Para hacer frente a la forma extraña del inmueble se ha construido una ducha dividida con varios vértices y lados. Y lo mismo con el dormitorio principal, donde se ha aprovechado un rincón triangular para ubicar el vestidor con un espejo de pared con bisagra para poderlo mover en el momento de utilizarlo.

sincroReforma «Emili Juncadella»